Artículos / Otro

Ver todos los artículos

El reto en la producción de becerros

Vota Resultado Sin interés Poco interesante De interés Muy interesante Imprescindible 15 votos

14/1/13   |   FIRALuis Fernando Iruegas Evaristo

La elevada demanda de becerros al destete, tanto para la exportación en pie como para la engorda, amenaza la persistencia del hato cárnico nacional, pues no se retienen las hembras necesarias para remplazo del pie de cría.


A esto se añade el periodo crítico en gran parte de los pastizales del país durante la sequía reciente, que obligó a que algunas vacas se vendieran y otras redujeran su Eficiencia Reproductiva (ER) o rendimiento de becerros destetados por vaca al año, por falta de alimento.


El mercado está pagando precios muy altos por los becerros y novillos, lo que indica la necesidad de reponer el pie de cría que los recursos forrajeros puedan sostener. No parece viable hacer el repoblamiento mediante importación de vacas, por lo que se debe mejorar la ER actual.


En las condiciones actuales se tiene un inventario de 30 millones de cabezas, de las cuales 45% (13.5 millones) son vacas.


De esta forma, suponiendo una disminución de 15% (2 millones de vacas) con una ER de 55%, la reducción de la producción anual de becerros es de 1.1 millones. Por ello, si se atendiera la demanda actual de becerros para exportación y engorda en corrales (cercana a 4.5 millones de cabezas), apenas habría la posibilidad de reponer 20% de las vacas que se eliminan o mueren cada año, situación que no es sostenible en el largo plazo.


Por lo anterior, es necesario un aumento de la ER actual de 55 a 65 por ciento. Además de más becerros machos produciría 580,000 becerras disponibles en el año, que pueden añadirse al pie de cría, logrando gradualmente alcanzar el tamaño de hato sostenible.


Tal propósito es una necesidad y un reto claro, pero no es un problema técnico, ya que conocemos las acciones y procedimientos con que se puede lograr, sino una cuestión de administración empresarial e integración de redes de valor.


Con tres componentes en el sistema productivo: asistencia técnica eficaz, buen precio de los productos y productores dedicados cotidianamente a su empresa, se puede alcanzar una ER de 65 por ciento. Las organizaciones gremiales, empresas engordadoras o exportadoras y los programas de fomento deben unirse para que se logren esas tres premisas.


Cuando se haya logrado exitosamente esa meta, puede también emprenderse la resolución de otros problemas estructurales y coyunturales que inhiben a la ganadería mexicana.


Programas de genética, captación y uso eficiente de agua, mezclas forrajeras más adecuadas y mejoramiento del nivel zoosanitario son algunos ejemplos.


Luis Fernando Iruegas Evaristo es especialista de la Subdirección de Evaluación Sectorial en FIRA. La opinión es responsabilidad del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

 



Vota Resultado Sin interés Poco interesante De interés Muy interesante Imprescindible 15 votos

Comentarios sobre este artículo

Hugo Elizondo
Coahuila, México. | 5/2/13

Sin duda un excelente artículo, así como lo expresan los otros comentarios estoy de acuerdo, lo que sucede en la costa, sucede en el norte, y así en otros lugares de nuestro México, es una situación critica y nuestros gobernantes no ponen atención, no existe apoyos reales o tal vez la burocracia no está muy de acuerdo con el campo, si esto no se apega a una dirección real será en poco tiempo algo muy lamentable y no solamente con los bovinos más bien con toda la ganadería.

Manuel Fosado
Puebla, México. | 28/1/13

Creo que los productores tenemos que evitar la exportación de nuestros becerros y becerras principalmente de nuestras becerras para elevar el porcentaje de nuestro hatos y mejor exportar carne y no productos vivos porque exportando carne elevamos el precio interno de nuestro ganado y a los ganaderos nos pagarían mas por nuestros animales y las inversiones en los ranchos serian mayores, también necesitamos apoyos gubernamentales pero que sean de rápida actuación y que no se queden atorados en las redes de la burocracia.

Abel Murguia
Colima, México. | 21/1/13

Es bueno el calculo que se hace , las matemáticas no mienten, la realidad es otra, muchas tierras que fueron destinadas para siembra de pastizales, han desaparecido, sobre todo en la costa del pacifico. Prefieren sembrar cultivos con mayor utilidades como la caña de azúcar que la tonelada ya en cosecha esta a razon de $ 600.00 la tonelada. con rendimientos de 100 tons x hectárea. con una utilidad de $ 600,000. y como dicen ellos es más seguro sembrar caña que criar ganado. El ganado se muere, lo vendes y el coyote o intermediario es el que gana, o el carnicero no te paga, te entiendo yo también quiero un Mexico mejor para nuestros futuros campesinos, pero los apoyos del gobierno únicamente han funcionado para unos cuantos, o bien como aspirinas que te quitan el mal un ratito. Perdón pido una disculpa por expresar lo que pienso pero como dijo aquel caudillo llamado EMILIANO ZAPATA UN HOMBRE TIENE QUE TENER IDEALES DE NADA SIRVE NO EXPRESAR LO QUE SENTIMOS.

Gerardo Garcia
Distrito Federal, México. | 17/1/13

Compatriotas con este fenómeno que se da en muestro país que las autoridades lo saben bien, pero actúan como zombies. Invito a todos los productores a no rendirse y a seguir produciendo pero como nuestros antepasados a utilizar su sistema económico y me refiero a los mexicas y el reconocimiento a nuestras estructuras económicas de los Mexicanos. No a la transulturalización de los españoles o a la de hoy en día de la globalización.
Cómo se le gana al ejercito más equipado con las armas más poderosas muy fácil " NO DANDOLE DE COMER" y estamos en la época como dijo un apóstol que no coma el que no produzca es decir que cada uno produzca su alimento.

Antonino Costanzo
Chiapas, México. | 16/1/13

Porque hasta ahora voltean asía los productores de becerros, y se preocupan que se está acabando el ganado. Ya cuando la ganadería productora de becerros está acabada y sin recursos. Por largo tiempo los ganaderos, estuvimos pidiendo ayuda en este sector de carne tanto como el de leche. Y no nos hicieron caso. Ahora los ganaderos que tienen la oportunidad de vender el ganado lo venden y dejaron de ser ganaderos, y con los costos actuales de producción que tiene la ganadería productora de becerros y de leche que por cierto este estudio lo tiene el FIRA y lo ha tenido desde hace muchos años, no es rentable ni sostenible. Y mientras al moribundo le sigan dando aspirinas, se seguirán muriendo. Ahora ni con créditos sin intereses se recupera la ganadería, tendrían que subsidiar las vacas cuando menos con $10,000.00 pesos por vaca al año y este apoyo oportuno, y los precios del ganado mantenerse como los actuales he ir subiendo de acuerdo a la inflación para que los últimos ganaderos que producimos becerros y leche no desaparezcamos. Cumpliendo lo anterior podremos empezar a opinar como mejorar nuestras explotaciones ganaderas.

Guillermo Meliton Perez
Jalisco, México. | 15/1/13

Todo está muy bien, conocemos el problema y quizá como resolverlo. Pero, donde no podemos hacer nada es cuando se atraviesa un economista o político y decide que es mejor importar que soportar "un alto precio" de un producto primario nacional que está dentro de la dieta popular. Por lo tanto mientras no se resuelva esto tendremos que seguir subsidiando el desarrollo nacional en favor de las oligarquías.

Por su atención muchas gracias.

Salvador Chacon
Izabal, Guatemala. | 15/1/13

La producción de alimentos agropecuarios, cada día se hace más difícil, por una serie de factores adversos que se han vuelto complicados para satisfacer la demanda de los mismos. Veamos, por mucho tiempo el sector ha sido la cenicienta de las áreas productivas, no han visto retribuido su esfuerzo, razón por la cual muchos productores se han cambiado a otras más rentables. Los gobiernos y las asociaciones de productores no han considerado tener precios de garantía, la mano de obra cada vez es más cara, los financiamientos son muchas de las veces a tiempos cortos y sus tasas muy altas, no hay un tiempo prudencial para desarrollar los planes agropecuarios, y terminan pagando con su capital los intereses de los préstamos otorgados, la influencia del cambio climático y otros. Por esas razones debemos de buscar los mecanismos para ser más eficientes en la producción de alimentos. Y a ustedes los investigadores les seguiremos agradeciendo el aporte que nos dan, pero no es suficiente.

Fernando Livas
Veracruz, México. | 15/1/13

Estimado Ing. luis F.Iruegas. Lo que comenta en su artículo es interesante y correcto. Solo le añadiría en sus componentes uno más que sería la disponibilidad de creditos blandos y bien dirigidos a las actividades zootécnicas de reproducción, específicamente el manejo del becerro y la sincronización de estros. Por lo demás todo está bien.

MC. Fernando Livas C-FMVZ-UNAM

Carlos Carrera.
Panama, Panamá. | 15/1/13

Muy buen artículo, en Panamá nos está pasando algo que a largo plazo nos va a afectar ya que se sacrifica con frecuencia muchas vacas en estado de gestación. Esto nos indica que cada año nuestro hato ganadero no aumenta y es de preocupar ya que se reduce la disposición de hembras en edad reproductiva.

Florencio Araiza
Jalisco, México. | 14/1/13

Aunado a esto debemos evitar la deshonestidad en el medio y cuidar en buena medida esa alimentación sin las trampas que se tiene actualmente en algunos engordadores (ver articulo de engordadores de ganado en Querétaro) introduciéndole el % más alto de clenbuterol en el último tercio de la alimentación y se hace una costumbre el que tengamos más casos de cáncer y de problemas degenerativos en la población , y quizás hasta otros daños relevantes.

Gerardo Garcia
Distrito Federal, México. | 14/1/13

Compatriotas y más a las autoridades de este sector, es de suma importancia dar un apoyo con un espíritu de progreso a esta actividad; si no se quiere sufrir en la escases de alimentos a corto plazo. Como nación es una actividad que por los vastos recursos que se requiere en cuanto a la producción pecuaria y se cuentan con ellos puede ser un medio de progreso y un crecimiento del PIB para hacer un frente común en beneficio de la alimentación.

Carlos Eduardo Wild
Tamaulipas, México. | 14/1/13

Coincido con usted Dr, y agrego que para mejorar los tres componentes en el sistema productivo mencionados estaría atender los problemas estructurales como la reparación o mantenimiento de los caminos rurales, tan importantes en el traslado de personas y mercancías como invitación a "quedarse en el rancho" atendiendo en corto a la empresa ganadera.

Saludos, Carlos E Wild Santamaria

Enrique Guadarrama
Nuevo León, México. | 14/1/13

El factor que no se considera y en el cual estamos registrando bajas en producción de pastizales es el cambio climático, cuando menos en el noreste de México ha ido en decremento el índice de agostadero, por consiguiente no se puede tener la misma relación productiva ER superior al 65% ya que les falta alimento natural, hay que suplementar más y son costos que muchas veces no se tienen contemplados en agostadero. En lo personal hay varios ranchos del norte de Nuevo León que aumentaron su índice de 10 hec/ cabeza a 15 hect/ cabeza y de todas formas siguen con la capacidad anterior esperando lluvias que no se dan y con eso ya sobre pastorearon y maltrataron el monte, que para recuperarse pasara un buen tiempo, creo que en buena medida esto ha afectado en parte a la producción de becerros y recambio de vacas en todo el país y sería bueno que dedicaran un artículo sobre cómo afecta a la industria ganadera el cambio climático, tengo algunos registros sobre capacidad de carga desde hace 10 años y no se ven cambios favorables..